Junio – Julio 2017

¡Papá, llegó el verano! y con el las vacaciones… mientras tanto, aquí estamos con nuestra edición dedicada a esos hombres que tienen el compromiso de dar lo mejor para ser ejemplo de lucha, constancia, respeto, pasión y dedicación; entre muchas otras características que un hombre debe ofrecer para el mejor crecimiento de sus niños.
Lo cierto es que padres buenos hay muchos; buenos padres, hay pocos. No es difícil ser un padre bueno; en cambio, no hay nada más difícil que ser un buen padre… aunque parezca un trabalenguas, está muy claro el mensaje, la intención es inspirarse en lo mejor para nuestros hijos y no tiene nada que ver con lo material, sino con lo espiritual, vale mucho más una buena educación en el hogar, el afecto y cariño diario, que comprar el video juego de última moda.
Ser padre en esta época es un reto, y allí es donde se debe imponer el amor, a pesar del tiempo que se debe dedicar al trabajo, más valioso y mejor ganancia deja los momentos compartidos con nuestros hijos.
No deja de parecer un cliché, pero debemos recordar que los hijos siempre verán a sus padres como un héroe, para los niños no hay mejor persona en el mundo que sus padres… ¡no se vale decepcionarlos! es así como deben crecer, para que en el futuro podamos contar con superhéroes criando a sus propios hijos.
En Peekaboo Kids Magazine, estamos comprometidos en seguir compartiendo herramientas que ayuden en ese trabajo diario que nunca se termina de comprender y que siempre nos enseña algo nuevo, sepan todos que pueden contar con nosotros.
Mientras tanto, aprovechemos la época de vacaciones y planifiquemos con nuestros invertir tiempo de calidad y provecho, un día de playa, en el parque, en el rio, las montañas, el bosque, patinar, andar en bicicleta o más sencillo aún, incluirlos a ellos (nuestros hijos) en nuestros compromisos diarios será una aventura inolvidable.
Felicidades Papá.

@miguelmundo